alltricks

17 junio, 2017

Euskobike 4.0 (8 Ciclistas)



Distancia: 115km
Desnivel acumulado: 3955mt
IBPindex: 290

Crónica por DIEGUITO
Alvaro, Igor Sanjuan, Igor Garcia, Israel, Tonho, Valero, Tomas, Dieguito

Llegó el día marcado en rojo en el calendario desde hace tiempo, llego la Euskobike Challenge 4.0.
El día de antes acudimos a recoger los dorsales para evitarnos madrugar, más si cabe y prisas de última hora. Allí nos cruzamos con Kukito y Valero, quien también se ha apuntado a esta “globerada”.
Ya el día de la prueba quedamos en el aparcamiento de los golem a las 5.30 para cargar las bicis y partir todos juntos a Santa cruz de campezo donde se celebra la marcha.
En poco más de media hora nos presentamos en el pueblo, nos preparamos: gafas, cascos, zapatillas… los nervios están a flor de piel y al que no se le olvida coger los guantes no ha rellenado el bidón de agua que buena falta nos hará en el caluroso día que se avecina.
Subimos hasta la plaza del pueblo donde se efectuará la salida, saludos a más conocidos selfie de grupo y a las 7 en punto se da la salida, 500 bikers recorremos el pueblo y así sin anestesia ni nada comenzamos a subir el Ioar, 9 km y 1000 m de desnivel para entrar en calor, subida por pista que va dejando a cada uno en su sitio desde el principio, rodeados por la niebla, a casi 20° y con un alto porcentaje de humedad comenzamos a sudar la gota gorda. A 50m de hacer cumbre nos desviamos a la izquierda convirtiéndose la pista en un sendero al principio de tierra resbaladiza pasando a ser todo un rockgarden que mejor no caerse.
Cresteamos la sierra de Codes dirección Este en una senda de continuo sube y baja, la cual pasa a ser un caminito descendente y de nuevo en una inclinada, resbaladiza y técnica bajada la cual hace estragos entre los presentes, creando una hilera de ciclosenderitas procurando no caerse ni andando, hacia la mitad conecta con la famosa senda de la dormida, la cual es totalmente ciclable, rápida y sin piedras, yendo literalmente en un oscuro túnel de árboles la cual no vuelve a dejar a las puertas de Sta. Cruz.
Ya por pista llegamos a Antoñana, primer avituallamiento, parada obligatoria para llenar bidones y comer algo que ya llevamos 2h. Un tramo más de pista y nos adentramos en el parque natural de Izki, el cual rodearemos en casi su totalidad. Son 30 km pasando por San Román de campezo y korres, aquí se encontraba Félix y Edu ayuntamiento animando, gracias por el apoyo, son posiblemente los 30 km más duros y eternos que haya hecho nunca, 30 km de senderos en continuo sube-baja sin ningún descanso, pasos técnicos, piscinas de barro y subidas de esas imposibles que un día normal te planteas subirlas pero hoy lo analizas y ves que el desgaste que provoca no merece la pena así que te bajas de la bici y andas 20m, 30km en unas 3h en las que te planteas de todo si es que le llega oxígeno al cerebro. Desde que hago yo aquí sufriendo pudiendo estar en el vermut hasta valorar la opción de retirarte.


Hasta que llegas a Urturi, segundo avituallamiento, te lo tomas con calma para intentar recuperar algo, come un poco, un poquito aceite a la cadena y volvemos a rodar en un largo tramo de pista en el cual puedes rodar con un ritmo más alegre pero sobretodo un ritmo constante. Pero esto no dura mucho volvemos a una de las cosas que caracteriza a esta prueba y son sus continuas sendas y como no en subida comenzando en una inclinada y verde pradera haciendo más costosa si cabe la ascensión. Culminada está comienza un bonito, rápido y si prácticamente dificultad sendero descendente que te lleva a un paraje totalmente distinto a que estábamos hasta ahora, un paraje despoblado de vegetación alta, con piedras y lastras por todos lados hasta volver al cobijo de los árboles, a estas horas el sol ya empezaba a hacer justicia rondando los 30
° y entrar en el pueblo de Apellaniz, donde tuve un pequeño susto con un coche, para después llegar a Maeztu, lugar del 3º avituallamiento, recorriendo un tramo de la vía verde Vasco-navarro y atravesando un gélido túnel llegamos a Cicujano, comienza una subida de unos 3km al 9% con picos del 20% en senda, como no, que te deja más blandito todavía, para terminar bajado rapidísimo a Sabando, cuando digo rapidísimo es con máximas de 87 km/h, como para poner un radar hay vamos.


Una de las subidas más duras comienza aquí. Subida muy larga de hormigón en la cual se mezcla la gente de la larga con más de 85 km con los de la corta que llevan entorno a 45 km, la bajada de moral de que te adelante gente es brutal a pesar de que después le ves el color de dorsal. Como siempre toda subida acaba en bajada y está en un camino rápido pero lleno de barro, barro y más barro la hace peligrosa y traicionera pudiendo clavarte en seco en cualquier momento, ya “abajo”, abajo entre comillas porque estamos a más de 1000m se presenta el último avituallamiento antes de meta, situado en Santa Teodosia, momento de decir si continuas o no y es que no está todo hecho como podríais pensar, nos quedan más de 800m de desnivel y 20 km a meta de los cuales 15km o mas son de bajada y llaneo.
Una vez dado el paso de seguir pa´lante, comienzas subiendo otra de esas praderas tan inclinadas que reinan los altos de las montañas y comienza otro continuo sube-baja por la cresta cumbreando en los altos de Txandi, El sombrerete y kapitate. Todo esto al lada del corte de la montaña entre metiéndose de vez en cuando al bosque dejando una panorámica espectacular de la zona.
Bajada a Ullibarri-Arana pueblo que se despide con la estocada final de la prueba, la conocida como “El muro”, 2km de nuevo hormigonados que te dejan ya para el arrastre, pero aún queda la puntilla el último repecho cortito pero intenso y técnico con piedras. Una vez arriba pasas el antepenúltimo paso de hombre, hay unos 20 a lo largo de toda la prueba, para comenzar el último descenso, una bajada podríamos llamarla multimix, tiene de todo, camino con piedras, sendero rápido, zona de escalones, pasos de lastras complicados, vamos la mejor de las bajadas para esos reflejos tan vivos que llevamos a estas alturas.

Por fin desembocamos en una pista en falso llano para abajo y tras unos giros de 90° a derechas e izquierdas te presentas en la que ya se te había olvidado los últimos 500 m, el sprint final, la subida de nuevo a la plaza del pueblo unas cuantas horas después de haber comenzado con 115 km y casi 4000m positivos a tus espalda das por concluida otra marcha más, con pocas ganas de volver para sufrir tanto, ganas que se van recuperando poco a poco el cuerpo descanse.

Felicitar a todos por concluirla con éxito, a unos, Álvaro, Igor García y tomás con unos tiempazos, a Igor Sanjuan y Toño por dejaros engañar para esta odisea, a Israel que con su cabezonería y constancia la acabo en menos de lo que esperaba y a Valero que no pudo ser por distintos motivos pero que ya llegarán tiempos mejores.


Un saludo y pasados unos días…... nos vemos en la próxima edición. Clasificacion:
    • Igor Garcia: Pos. 76. Tiempo 08:38:57
    • Alvaro Pos. 87. Tiempo 08:48:43
    • Tomas Pos. 138. Tiempo 09:16:24
    • Dieguito Pos. 167. Tiempo 09:40:51
    • Igor Sanjuan Pos. 319. Tiempo 11:30:23
    • Tonho Pos. 320. Tiempo 11:30:23
    • Israel Pos. 367. Tiempo 12:43:13


5 comentarios:

eduardo gomez dijo...

Estupenda crónica Diego,aunque creo que viniendo de ti acojona más que anima a intentarlo. Sois unos heroes

vitinbtt dijo...

Buenísima crónica Diego, cuando quieres lo haces muy, muy bien.
En cuanto a la ruta no me parece tan dura, no se os ve ni cansados ni nada, siempre sonriendo: bueno al único que se le ve con "carucha" es la Portento que parece que le han dado una paliza, menos mal que le acompañó en todo el recorrido el "Gran igor" que si no no sabemos lo que hubiese sido de el.
Enhorabuena a todos por acabarlas "GRANDES"

israel ogrobis dijo...

Muy buena crónica Diego.
Vaya paliza de ruta, fue tremenda.
Lo más exigente que he hecho por ahora a nivel físico y técnico, a nivel mental na, seguiros a vosotros cualquier domingo me es mucho más exigente y me desgasta más la moral.
Otro año más y mejor, a ver si practico esas bajadas que me dejaron baldado y me hicieron perder mucho tiempo.

TOÑO Pleitos dijo...

Buena crónica Diego.
Creo, no obstante, que no reflejas adecuadamente lo que ha sido esta prueba. Desde aquí, animo a todos mis compañeros a disfrutar, aunque sea por solo una vez en vuestra vida, de la Euskobike. Que maravilla de paisajes!!! Recorrido ameno y variado que tiene todo lo que le podáis pedir a la BTT. Subidas amables, ninguna destacable por su dureza. Bajadas disfrutonas, con algún tramo técnico. En fin, que más se puede pedir!!!
Lo único que te echa para atrás es que tienes que pasar como por unas 20 portillas de ganado porteando la bici. Sino fuera por eso, sería perfecta... De hecho, Igor y yo tardamos más en llegar a la meta porque queriamos disfrutar más rato. Que manera de gozar!!!
Ya sabéis, todos a por la siguiente Euskobike 4.0!!!
Vitín, me dirijo a ti personalmente,apúntate anda!!! Alégrame el día, porfa. Así conseguirás borrar de mi faz esa "carucha" que tengo.
Ana, un saludo.

Fer Alcalá dijo...

Muy buena la crónica Diego, está claro que el esfuerzo te inspira. No me extraña que con tamaño rutón se os hayan quedado a todos los que la hicisteis, flojera de patas durante todo el mes. A mí, no creo que me pilléis en una de estas, aunque debo reconocer que alguna vez sueño con apuntarme....pero gracias a Dios me despierto antes de hacerlo. ¡Enhorabuena chavales!