alltricks

11 marzo, 2007

Vuelta al Leon subiendo por Cripan ( 13 Ciclistas)


Vuelta al León por Cripan.
Distancia: 55Kmt.
Acumulado 2007: 576Kmt.
Desnivel acumulado: 1200mts.
Terreno: Los caminos están ahora de la mejor forma que pueden estar durante el año; húmedos, sin piedras sueltas y sin apenas barro; también había algún tramo técnico.
Tiempo: A la salida un poco de frío (unos 4 grados) y con bastante viento, la sensación térmica era heladora; después calor; ¡un tiempo excelente!
Foto google earth

Imagen compegps 1 2
Dificultad Física: Alta
Dificultad Técnica: Media
Enlace Track

Fernando, Igor, Miguel Angel, Ricardo, Mariano, Javi, Fran, Jesús Delcampo, Alberto, Victor, Santigo y Eduardo.

Otra vez en Franco-Españolas (y van dos seguidas), pero hoy vamos a hacer una de esas rutas que nos gustan mas, aunque sea mas dura.
Salimos dirección Laguardia (al principio dirección Oyon por una equivocación) por la carretera, hasta llegar al Monte El Corvo, donde nos metemos y hacemos una pequeña subida casi todos juntos y bastante tranquilos; los siguientes kilómetros son todos por parcelarias; es decir, caminos bastante bien cuidados y muy buenos para andar en btt; el ambiente se va calentando (igual que la mañana) y bastante antes de llegar a la cuesta que nos dejara en Viñaspre, el grupo delantero va soltando unidades y eso que el terreno es bastante favorable y sin apenas subidas. Al llegar a el “cuestón” de Viñaspre va cada uno como puede; pero claro el que mas puede (y con mucha diferencia) es Eduardo, que viniendo desde atrás adelanta a todos como un avión; el comentario de Igor (que pensaba que llegaba el primero arriba) es: “¡Jo..r; me ha quitado las pegatinas de la bici al adelantarme!” jajajaja.
Una vez todos reagrupados en la fuente del pueblo, reanudamos la marcha; todavía tendremos unos kilómetros por estos caminos bien cuidados, aunque ahora, la dureza sea mas continua y mas larga; primero una subida fuertecilla que nos deja sin salida; así que unos cruzan la finca a la derecha para pillar otra vez la pista y otros vamos rectos para también pillarla, pero mas arriba; después una bajada muy pronunciada y a la mitad de ella, un camino a la dcha. en moderada subida nos lleva a otra bajada, ya por caminos en peor estado, donde tenemos que bajarnos de la bici para cruzar un riachuelo y volver a cruzar otra finca anegada de agua. A partir de aquí, el camino se endurece de verdad; primero es suave, en ligera subida (un perrazo que sale de una finca hace bajarse a los de adelante) pero enseguida, cuando pillamos la primera parte del hayedo, antes de cruzar la carretera, se va poniendo mas y mas duro; aquí esperamos a Alberto y Fran que van un poco tocados. Todo es cruzar la carretera y el camino se convierte en un pedregal cuesta arriba, y más duro que todo lo anterior; así que cada uno va como puede; unos resbalan con las piedras y tienen que echar pie a tierra; los otros consiguen subir montados hasta Meano.
Una vez agrupados en el pueblo, Fran dice que se vuelve que no está muy bien; Igor tiene que bajar a vender pollos; así que se van juntos. Los que quedamos continuamos la marcha todavía cuesta arriba por un camino bueno pero con bastante inclinación; a mitad de el, Alberto se arrepiente de no haber acompañado a su querido amigo Fran y se baja con el (tampoco va muy fino y queda mucho); los demás vamos sufriendo en esta cuesta; un giro de 180º a la derecha nos cambia el estado del camino; ahora mas descarnado, y nos deja en una sendita preciosa pero corta, que baja a la cima del puerto “La Aldea” 1000 mts.
Ahora comenzamos una bajada de unos 500mts. por carretera y nos metemos en pleno hayedo en continua bajada y con algún charco sin importancia; vamos muy rápidos y seguimos bajando; esto es una faena por que luego todo lo bajado tendremos que subirlo; pero estamos maravillados por este monte tan bonito. Después de 4kmt. bajando una subida nos pone a todos en fila india; cuando estamos a la mitad, Mariano pincha (¡y que pincho!). Arreglamos y continuamos subiendo y bajando; para después llanear rápidos y así pasarnos la entrada de la senda; vuelta sobre nuestros pasos (menos de 500mts) y al final encontramos esa sendita entra árboles, preciosa y muy, muy cuesta arriba; no queda otra que poner el platito e intentar subir lo mas que se pueda; al final todos tenemos que bajarnos en algún lugar de la subida; nada mas acabarla nos topamos con otro subidón con piedras agarradas al terreno, el suelo algo resbaladizo pero una camino muy ancho; no dejamos “el molinillo” y continuamos subiendo hasta una zona encementada donde el camino se bifurca; uno cuesta arriba y bastante descarnado y otro llano encementado; los que vienen por detrás no se lo creen; todavía queda subir este ultimo kilómetro para llegar a La Población y así lo hacemos….
En el pueblo nos esta esperando ¡Diego! que hacia 7 meses no lo veíamos en el grupo por culpa de la famosa caída; nos da un alegrón encontrarlo encima de la bici (ya nos había llamado para decirnos que venia a nuestro encuentro).
La bajada hasta Oyon es rapidííííísima; en plena cuesta abajo me paro a hablar con unos compañeros de la fábrica que suben, para cuando me quiero dar cuenta ya ni veo a los de adelante, así que plato grande y a toda velocidad a por ellos.
De aquí a Logroño, total tranquilidad.
“Historias”:
Encontramos muchos andarines en la zona de “El Corvo” por la pre-Valvanerada.
Eduardo y Santiago como tenían prisa se bajaron por carretera, no me imagino volver con ellos….
Una ruta, súper-chula,pero exigente, con hayedos, montañas, cuestas empinadas, sendas etc; muy completa.
Una pena que Fran, Igor y Alberto no la pudiesen acabar pero ya volveremos otro día.
Una gran alegría volver a encontrarnos con Diego ¡como te echábamos de menos!
Gran almuerzo pagado por Jose Luis. Cumple menos que yo el 14 de Marzo.
La próxima semana a Moncalvillo y si no pasa nada raro vendrán los amigos de Lodosa.


1 comentario:

Anónimo dijo...

prueba