alltricks

06 mayo, 2007

Meano-Cripan (11 Ciclistas)


MEANO-CRIPAN
Distancia: 48Kmt.
Acumulado 2007: 1067Kmt.
Desnivel acumulado: 782Mts.
Terreno: Los caminos de esa zona siempre han aguantado muy bien el agua, pero en los últimos kilómetros, han pasado una pala para allanarlo y lo han dejado de pena, el barro se agarraba mucho; todos los demás en perfectas condiciones.
Tiempo: Al salir muchas nubes y bastante fresco, a medida que avanzaba la mañana las nubes han ido desapareciendo, pero no ha molestado la cazadora en ningún momento.
Imagen Google Earth

Imagen Compegps
Dificultad Física: Media
Dificultad Técnica: Media-Baja
Juan, Jesús Delcampo, Pepon, Javi, Fran, Fernando, Jesús, Jorge Muro, Alberto, Vice, Victor.

Enlace Track.
Salimos en buena armonía desde Bodegas Franco-Españolas dirección Oyon sin imprimir un ritmo fuerte y charlando animadamente, mientras vamos tranquilos se oye decir “en cuanto pasemos Oyon, se acabo la tranquilidad” el que lo ha dicho ya sabia de que hablaba ;-)).
Pasamos las calles del pueblo y nos dirigimos al camino que nos dejara en Meano, nada mas comenzarlo, el ritmo se acelera pero no excesivamente; al ser en ligera subida no se van haciendo diferencias, aunque, desde el principio, Alberto y Fran van perdiendo contacto con los demás. Los caminos están en perfectas condiciones, lo que da lugar a que paulatinamente y casi sin darnos cuenta se vaya mas deprisa; Jesús Delcampo, que lleva bastante sin salir y Javi, que no se encuentra muy bien, también se quedan un poco. En el primer cruce, Jorge, Pepe y yo paramos para que no se nos pierda nadie, a Pepe le decimos que continúe, lo mismo que a Jesús Delcampo y a Javi; enseguida llegan Fran y Alberto y continuamos la marcha, siempre en subida sin mucho desnivel.
Por delante ya se ha montado “la mari-morena”, Jesús y Juan comienzan a tirar con fuerza y se van quedando Vicen, Fernando y Pepon, cruzan la carreterita que lleva a Yecora muy estirados; los demás vamos a bastante distancia, auque Jorge y yo ya hemos dejado a Fran y Alberto y tenemos a la vista a Jesús Delcampo y Javi.
Esto de la bici, todos los que hemos montado alguna vez sabemos que no es como empieza, sino como se termina, y eso lo tiene muy claro Pepe que va siempre a su ritmo que no decrece nunca y de esta forma va pillando a los de adelante junto con Fernando; pasan a Jesús pero Juan se va con ellos; al mismo tiempo nosotros hemos cogido a Jesús Delcampo y Javi y también los hemos dejado. A falta de unos 2 kilómetros para llegar a (lo que nosotros llamamos) “la casa rural” el camino se pone fatal ya que al pasarle la maquina se ha quedado una capa de tierra por encima y eso hace que las ruedas se comiencen a llenar de barro. Al final Fernando no puede aguantar el ritmo de Juan y Pepe y también pierde contacto. Vamos llegando todos los que quedamos por detrás a bastante distancia mientras ellos nos esperan inspeccionando la subida a La Población.
Una vez todos juntos decidimos subir por la carretera hasta Meano en vez de ir a La Población; Pepe ha subido un poco por el camino y se ha tenido que dar la vuelta porque ha llegado un momento que la rueda no se podía mover del barrizal que había.
Juan no se cansa y tira con mucha fuerza en la carretera (aquí se maneja muy bien), nadie le sigue, pero también vamos muy deprisa y casi todos agrupados hasta llegar a Meano; cuando llegamos al pueblo sabemos porque había corrido tanto Juan, tenia que compra unos “preñaos” en la panadería y no quería quedarse sin nada.
Ahora vamos a hacer la zona mas bonita de la ruta, nos metemos en un robledal precioso donde comenzamos a bajar por un camino con bastante piedra suelta pero donde se va de maravilla; en el primer cruce paramos un momento y cuando vemos que llega Fran, continuamos bajando; en el segundo cruce volvemos a parar y nos damos cuenta que Jesús y Jesús Delcampo no vienen por detrás; voy a llamarlos por teléfono y veo una llamada de Jesús, intento contactar con el varias veces sin conseguirlo, a esto llega Jesús Delcampo y nos dice que Jesús se había quedado en el pueblo con un problema en los cambios; al final logramos contactar y como no se sabe el camino, quedamos en Cripan.
La bajada nos deja en una subida con mucho desnivel y en un camino bastante roto donde tenemos que poner el platillo e ir subiendo con tranquilidad; después de poco mas de un kilómetro de subida por esta maravilla de bosque ya tenemos que bajar, y la bajada es preciosa, aunque con bastante piedra suelta y alguna que otra rodera que nos tomamos con tranquilidad. Llegados a la carretera, la cruzamos y continuamos por una bajada algo mas técnica, con piedras de loseta y algún que otro escalón sin complicación. Llegamos a Cripan y nos esta esperando Jesús para continuar nuestra ruta hasta Logroño; Pepe va por carretera ya que tiene que llegar a una comunión.
Los caminos hasta Lanciego son casi todos asfaltados y sin ninguna dificultad, aunque en las subidas se estira bastante el grupo, ya que Jesús y Juan no se cansan nunca; a ellos se les une Jorge, y los demás por que no podemos. Pasado el pueblo continuamos por caminos asfaltados hasta llegar a la pista que va desde Viñaspre a El Corvo; por delante se van los de siempre y vamos bastante estirados hasta Logroño donde paramos a limpiar las bicis y seguidamente, algunos, a almorzar.
Historias:
Una ruta por el Leon Dormido diferente a todas las que habíamos hecho; el robledal (que ya conocíamos porque lo subimos una vez) es una maravilla.
La bajada a Cripan nos ha gustado mucho, aunque el terreno esta bastante roto, se baja muy bien y no tiene ningún peligro.
Jesús, en el charco mas profundo de toda la ruta, se ha caído y ha metido el pie casi hasta la rodilla jejeje.
¡Fernando, ¿como llevas el freno delantero?! ;-))))

No hay comentarios: