21 agosto, 2016

Senda negra - monolito - la ruina (4 ciclistas)


15 de agosto de 2016
Distancia: 48km
Desnivel acumulado: 716mt
IBPindex: 60

Track Wikiloc

Crónica por Diego




Llega el verano, la asistencia o compromiso con el grupo baja sustancialmente por lo que solamente nos juntamos 4.
Algo me hacía sospechar que ese pacto al que había llegado con David por la redacción de estas crónicas habría que saltárselo por un día.

Salimos puntualmente de las ganas por el camino viejo de alberite, comentando la  intensa semana de santi sobre la bici, los intentos de Jesús de seguir a este último, las trasnochadas noches de David viendo los juego Olímpicos y la reciente adquisición de mi “naranja mecánica”.

Otro de los temas es la ruta a realizar, los altos mandos 'ordenan” ir al piojo, pero a ninguno de los presentes nos hace demasiada gracia por lo que rápidamente nos sacamos una ruta de la manga más agradecida para el cansancio que arrastramos y eso es lo que relatare en las siguientes líneas.

Pasamos Alberite y su cuesta de las bodegasa la cual ya nos pone las piernas a tono y el pulso por la nubes.
Cogemos los ya más que recorridos caminos parcelarios hasta el inicio de las curvas del castillo de Clavijo capitaneados por el incansable Santi que según el estaba cansado. Si ya seguro.
Las famosas curvas de Clavijo cada uno las subimos a nuestro ritmo hasta el parque donde reagrupamos y comemos algo.

Reanudamos la marcha y como no, subiendo, esto acaba de empezar.
Por la pista que nos lleva a la Hoya, agrupados y a un ritmo más llevadero hasta llegar al atajo de Ramón.
Realizamos la senda entera sin ninguna complicación ni sustos para volver a salir a la pista y a continuación coger senda negra, la cual está algo seca pero muy rápida y limpia, por lo que no ofrece mayor dificultad que el par de bajadas pronunciadas y su paso de piedras, para directamente meternos en la famosa senda del monolito, foto de grupo junto a este y para abajo, el primer tramo digamos que complicado, con piedras y roderas hasta la segunda curva, después de pasado el desprendimiento las piedras son más pequeñas y fáciles de esquivar.

Volvemos a salir a la pista que baja a Nalda pero decidimos subir a hacer la senda de la ruina, ya que es muy pronto.

Esta si que está algo más delicada con sus cambios de rasante y la tierra muy suelta y seca, sobre todo en sus últimos metros que ponen a prueba tu técnica, para volver a salir a la pista de más abajo, que esta vez sí nos lleva a Nalda.

Del pueblo nos dirigimos a la senda de Tate la cual la hacemos tranquilos, salimos a la cuesta de las vacas, cruzamos por floralia al iregua y ya a piñón hasta el parque Santa Juliana a almorzar.

En el almuerzo se nos juntan, Toño que no ha madrugado y ha salido por su cuenta, Víctor y Pepe que no han podido salir.

Un saludo y hasta la próxima, esperemos que dentro de mucho ;)

FOTOS


5 comentarios:

vitinbtt dijo...

Una crónica un poco sosilla, creo que se te había pasado el hacerla y la has "cocido" rápida.
Ya se ve los que tienen comrpomiso y los que no. También se ve quien estaba acojonado por hacer el piojo (que es la que tocaba) y puso la disculpa de dormise para no dar, un día mas, el espectáculo habitual.

Santi Sainz dijo...

Una gran mañana y un gustado intentar seguir tu rueda.

Jose Eugenio Montalvo Santana dijo...

Mucho golpe de estado y resulta que seguro que al final claudicáis......traidores.
No salieron nada más que la mitad de los precursores, que pena. Vaya castaña de instigadores, pero no temáis que "el piojo" se hará.

Fer Alcalá dijo...

Menos mal que los videos los haces mucho mejor que esta crónica. ¡Nadie es perfecto! a excepción de la cúpula, claro. Me alegro que no hicieseis el piojo y posponerla para otro domingo, así la pude hacer yo. Animo a los insurgentes a seguir apostando por el cambio y yo os prometo contar vuestras azañas.

TOÑO Pleitos dijo...

Estos de la cúpula son la pera!!! Critican a los insurgentes porque no tienen compromiso y porque no han salido más que la mitad y resulta que la propia cúpula en bloque (Pin y Pon y sus dos palmeritos) no estaban ni se les esperaba en Las Gaunas.
Solo aparecieron al calor de las cervezas en La Rumana.
Que pena!!!